La alimentación sostiene la vida y define a la especie humana porque preparar e ingerir alimentos es una de las actividades sociales más fundamentales de nuestra existencia. La alimentación liga indisolublemente a las personas y el entorno natural en el que se han desarrollado. Pocos procesos evidencian de manera tan patente el mecanismo mediante el cual la interacción de las sociedades con la naturaleza genera eso que llamamos cultura. Digerimos la vida que nos provee el entorno natural para mantenernos vivos también, alimentarnos de vida nos recuerda que somos vida, que somos naturaleza humana.

Siendo así, la alimentación se ha vuelto un espacio en el que se disputan procesos históricos, políticos y sociales; una radiografía sobre el proceso mediante el cual se alimentan las sociedades y los valores culturales y rituales asociados a ese proceso nos revelan una parte importante del espíritu de un pueblo. En el sistema actual, en el que el capitalismo con su poder abarcador se ha metido a las cocinas y a las bocas de una buena parte de la población mundial, existen también espacios en resistencia que se oponen al proceso mediante el cual se crean alimentos como productos manufacturados que, aunque son digeribles, no nutren y nada dicen de la relación con el entorno natural en el que fueron creados: más que alimentos se trata de mercancías comestibles sin valor nutricional alguno. Al igual que el antropólogo Marc Augé caracterizó el no-lugar como un espacio propio del capitalismo tardío en el que vivimos, se puede hablar de los productos ingeribles de este mismo sistema como no-alimentos.

En los espacios en resistencia a la agroindustria y a las mercancías comestibles, las mujeres juegan un papel primordial como herederas de saberes antiguos en los que se haya la clave que conjura los peligros de la alimentación capitalista. Desde esa resistencia, es posible leer y ver en este número de Tzam diez acercamientos de mujeres de diferentes pueblos indígenas a un tema tan fundamental como problemático en la actualidad: la alimentación. Pasen a visitar y a escuchar sus voces.

Yo, Cha Carballo, aprendí a nixtamalizar el maíz y a hacer tortillas a la edad de 9 años, lo aprendí con mi mamá Anatolia. Cuando cocino me siento muy bien porque sé que voy a compartir con mis amigos y familiares lo que he preparado con maíz y eso me llena de orgullo. Como huasteca que soy, sé y promuevo el valor del maíz
Cha Carballo
Cha Carballo Pueblo nahua
En la región se han creado varias organizaciones interesadas en la preservación y difusión del zapalote chico, así como grupos de mujeres totoperas de distintos pueblos del Istmo que trabajan en conjunto para fortalecer al maíz y la resistencia local, luchando contra la introducción de maíces importados y sus derivados, tanto para cultivo como para alimentación
Marahí López
Marahí López Pueblo zapoteco
Lamentablemente, las comunidades mayas están sufriendo rápidos cambios alimenticios que ocasionan el empobrecimiento y el olvido de la sana nutrición tradicional de nuestros pueblos
Marcuh Sántiz
Marcuh Sántiz Pueblo tsotsil
El cambio no vendrá desde arriba, vendrá desde cada parcela, desde cada solar, desde cada azotea o maceta, desde cualquier espacio donde sea posible recrear la vida
Gabriela Linares
Gabriela Linares Pueblo zapoteco
Yo soy cocinera tradicional y en mi trabajo voy rescatando e innovando platillos que me enseñaron los abuelos. Mi papá me enseñó a pescar, mis abuelos me enseñaron a trabajar en el campo, a sembrar y a cosechar. Para mí, lo más importante es defender el maíz criollo
Rosalba Morales
Rosalba Morales Pueblo purépecha
¡No hay cocina sin milpa ni milpa sin comunidad, ni comunidad que no fluya al ritmo natural que dicta el tiempo y el espacio! ¡No hay cocina sin milpa ni milpa sin comunidad, ni comunidad que no fluya al ritmo natural que dicta el tiempo y el espacio!
Raquel Diego Díaz
Raquel Diego Díaz Pueblo mixe
Fue el rol de ser mujer en mi pueblo lo que me llevó a la cocina y, con el tiempo, a la necesidad de tomar la alimentación como el acto comunitario más político y elemental, con el que me he mantenido y he visto mantenerse a mi comunidad
Nizayeejh Chávez Chávez
Nizayeejh Chávez Chávez Pueblo zapoteco
¿K’usi xu’ jpas k’alal li askal chanav ta ch’ich’el / xchi’uk ch-epaj li chamele? / yu’un ja’ yich’ uch’el ik’al chamel ma’uk xa li mats’e. / ¿Pero qué hago cuando el azúcar recorre la sangre y / la enfermedad se extiende en el cuerpo? / Y es más fácil beber veneno negro que pozol
Susi Bentzulul
Susi Bentzulul Pueblo tsotsil
A través de los procesos, las formas en las que se consumen los alimentos y sobre todo cómo se producen podemos darnos cuenta de la importancia que la alimentación tiene para la economía e historia de un pueblo
Stephanie Chirinos
Stephanie Chirinos Pueblo zapoteco

Alimentación

Por Stephanie Chirinos

Pueblo zapoteco

La alimentación está directamente ligada a las costumbres y cultura de un pueblo

Sigue leyendo

Ik’al chamel / Veneno negro

Por Susi Bentzulul

Pueblo tsotsil

Cham li sat vo’e, la smilik

xchi’uk tey laj batel li kuxlejale.

Un manantial ha muerto, lo han asesinado

y con ello una historia se desvanece.

Sigue leyendo

Alimentación

Por Nizayeejh Chávez Chávez

Pueblo zapoteco

Fue el rol de ser mujer en mi pueblo lo que me llevó a la cocina y, con el tiempo, a la necesidad de tomar la alimentación como el acto comunitario más político y elemental, con el que me he mantenido y he visto mantenerse a mi comunidad.

Sigue leyendo

¿Maíz o huitlacoche?

Por Raquel Diego Díaz

Pueblo mixe

La Tierra-Madre y el Mundo-Padre germinan vida, la vida habla en espiga y en jilote y la humanidad cosecha maíz o huitlacoche.

Sigue leyendo

Alimentación purépecha + una receta

Por Rosalba Morales Bartolo

Pueblo purépecha

Yo soy cocinera tradicional y en mi trabajo voy rescatando e innovando platillos que me enseñaron los abuelos.

Sigue leyendo

Lo que la tierra nos da y nos alimenta: un recorrido gastronómico por la sierra

Por Gabriela Linares Sosa

Pueblo zapoteco

Nací hace más de 40 años en una familia campesina tradicional en la que, además, la tradición era tener muchos hijos. De siete hermanos yo fui la menor. 

Sigue leyendo

La buena forma de alimentar a los menores

Por Maruch Sántiz Gómez

Pueblo tsotsil

La buena forma de alimentar a los menores es muy diferente y distinguible en cada comunidad.

Sigue leyendo

El guetabiguii del Istmo de Tehuantepec: Representación de nuestra identidad creada con maíz y fuego

Por Marahí López Pineda

Pueblo zapoteco

La variedad de tortillas que existen sólo es el reflejo de lo diversos que son los mundos del maíz.

Sigue leyendo

La milpa

Por Cha Carballo

Pueblo nahua

Las personas indígenas sembramos nuestro propio alimento: frijol, chile, tomate criollo, ajonjolí y lo más importante, el maíz.

Sigue leyendo